Taize en La Natividad: hospitalidad, acogida y confianza

El hermano Alois dirigía estas palabras a la ciudad de Madrid al terminar el 41º Encuentro de Jóvenes:

Queridos amigos y amigas. Tan sólo unos días después de nuestro encuentro europeo en Madrid, quiero expresaros nuestra profunda gratitud por la acogida que hemos recibido en vuestra ciudad. Este agradecimiento va dirigido a todas aquellas personas que han abierto sus puertas para albergar a jóvenes participantes: familias, parejas, personas solas –a veces mayores–, parroquias y comunidades religiosas…  que miles de personas hayan abierto sus puertas a jóvenes que no conocían de antes, en un momento histórico en el que a menudo tenemos miedo de los extranjeros y esto nos muestra de qué modo la hospitalidad es esencial y contribuye a profundizar en el entendimiento entre los pueblos…

El pasado 24  de enero tuvimos un encuentro para compartir la experiencia de acogida en nuestra comunidad de la Natividad. Lo más repetido: el agradecimiento por la experiencia de abrir nuestras casas y por los días de oración.

Aquí algunos de los testimonios:

  • Podemos decir que «El Señor ha estado grande con nosotros y estamos alegres»
  • Una vez más, al abrir el corazón y nuestro hogares y comunidad, al darnos y servir sin esperar nada a cambio, lo hemos recibido todo, sobre todo al mismo Cristo y la alegría más profunda y auténtica.
  • Una experiencia inolvidable. Estoy lleno de gratitud.
  • La mejor manera de comenzar un nuevo año, con un Cristo tan cercano, visible, palpable, amigo.
  • La discapacidad no ha sido barrera, ha sido lugar de encuentro, de cuidado…
  • Los más pequeños de las familias, viviendo con una naturalidad admirable, la apertura y la acogida a quienes no conocían. En poco tiempo, ya iban cogidos de sus manos como si fueran de la familia.
  • Aunque algunos hemos podido sentir algún miedo o temor inicial, pronto desapareció al sentir que Dios viene a visitarnos en forma de peregrinos, a poner VIDA en mi vida en estos días
  • Profundo agradecimiento por las oraciones, tanto las que teníamos aquí por las mañanas como las de IFEMA. Un gran regalo sentirse parte de esa Iglesia que ora, unidos en los cantos y en el silencio.

  • Celebración de las Naciones: una gran riqueza ver a jóvenes de distintos lugares celebrando lo que les une, porque es mucho más poderoso que lo que separa. Era una imagen preciosa de «esa Europa» que deberíamos construir entre todos, en la que los pueblos puedan confiar unos en otros y vivir desde la diversidad que enriquece, y no la diferencia que separa.

Agradecimiento

Agradecimiento a todos los que han hecho posible la acogida en esos días, a Laura, Jose, María, Elena, Nacho y Ángel: por toda la preparación anterior y por ese día 28 pensando en cada uno de los peregrinos y los hogares que acogían. Gracias al coro. Gracias a los sacerdotes que han sido los primeros en apostar por esta aventura. Gracias a todos los que, de una forma visible, y otros muchos de una forma más invisible, han vivido y ha hecho posible esta experiencia de hospitalidad, acogida y confianza en nuestra comunidad. Y por supuesto, gracias a los jóvenes de nuestra comunidad, chicos y chicas de los grupos de Preconfirmacion y Confirmación que participaron en la acogida el primer día acompañando a los peregrinos a sus casas, presentes en los encuentros y las oraciones, preparando la fiesta del día 31… Han sido una parte muy importante en esos días por su acogida y alegría.

Otro regalo de esos días, fueron las Meditaciones del Hermano Alois. Os las dejamos  para que podáis leerlas con tranquilidad: son un gran tesoro MEDITACIONES DEL HERMANO ALOIS y para no perderlas las incluimos en nuestro espacio de la web Comparte

Terminamos con una canción que sonó varias veces en las oraciones de esos días, Nada te Turbe, versión La Nati

1 respuesta a Taize en La Natividad: hospitalidad, acogida y confianza

  1. Los jóvenes de Piedras Vivas a los que acogisteis en vuestras familias volvían a sus países felices y emocionados por vuestra cercanía y cariño. Gracias por hacer posible que vivieran la acogida, la fraternidad, la gratuidad,la comunión y la alegría de formar parte de vuestra comunidad. Son vivencias que se llevan en la mochila de su vida y que más adelante, ellos tb las podrán ofrecer. Muchas gracias!

Puedes escribir un comentario

NOTA: Los campos marcados con (*) son necesarios para poder escribir un comentario. Por favor, escribe datos reales, para que podamos ponernos en contacto contigo si fuera preciso. Gracias.